Un sitio en el que no puede faltar material escolar

material-escolar-online.es foto 5

Seguro que en estos momentos hay un montón de padres y madres en situación de no tener con quien dejar a sus hijos, las vacaciones trastornan al más pintado y cada año se repite la misma secuencia para muchos, el tener que ir a trabajar y quedarse tranquilo dejando a sus retoños. Hay quien lo tiene fácil por tener a sus abuelos cerca y se convierte en la mejor opción, otros cuentan con la niñera de todos los años que incluso en invierno suele quedarse con los pequeños y la conocen a la perfección o hay quien el matrimonio está separado y comparten las vacaciones, aunque para ellos también suele ser un problema importante. Me dedico al mundo de la puericultura, siempre me han gustado mucho los niños y sé de primera mano que se trata de un problema  generalizado, el que lleguen las vacaciones y no se tenga un lugar seguro en el que dejar a los niños por eso decidí junto con una amiga abrir un cole de verano en pro de ayudar a esos padres tan desesperados.

La apertura de un sitio así no suele ser fácil, debes contar con cientos de permisos y tener un sitio acondicionado para ello, después se debe tener muy claro la edad de los niños que se van a coger y darse a conocer, tal y como están los tiempos no todo el mundo se fía a la primera. Lo importante es conocer alguna madres que te deje a su niño, después el boca a boca hace todo lo demás, es cuestión de poco tiempo que las listas de espera se empiecen a suceder porque todo el mundo quiere dejar a sus hijos allí. Nosotras trabajamos con niños a partir de un año, lo siento por los padres que deben dejar a niños más pequeños y no tienen donde, pero a partir del año los niños se relacionan con otros niños y el entretenimiento está asegurado, hacemos un montón de juegos divertidos con ellos y además no dejamos de enseñarlos a pintar, de hecho desde que abrí el centro busqué un distribuidor como http://www.material-escolar-online.es donde compro un montón de folios, lapiceros de colores, ceras, y un sinfín de productos que a ellos les encanta. Un trabajo que a mí también me gusta mucho y que disfruto a diario, no solo en verano sino también en invierno.