¿No será que ya soy demasiado mayor para recibir implantes dentales de zirconio?

No será que ya soy demasiado mayor para-PIXA

Como muchos procedimientos médicos tienen un límite edad, hay pacientes de odontología a quienes les preocupa no poderse someter a la aplicación de implantes dentales de zirconio debido a que son adultos mayores. La verdad es que más que estar dentro de un rango de edad reglamentaria, lo que los especialistas necesitan para proceder sin inconvenientes es asegurarse de que eres un buen candidato para el tratamiento de tu interés. Echa un vistazo a la siguiente información para saber más sobre esta cuestión.

¿Realmente hay límites de edad?

Cuando un paciente está interesado en recibir implantes es preciso que su desarrollo maxilofacial esté completo del todo. Es por eso que, como mínimo, hay que tener 18 años. Si eres un adulto mayor, tu rostro ya ha alcanzado su máximo desarrollo y, a menos que por cuestiones de salud tu organismo no esté en condiciones de someterte a este tratamiento, no hay un límite de edad para que acudas al consultorio.

¿Qué me hace un buen candidato?

Lo principal, es no tener problemas de cicatrización y coagulación de la sangre, ya que, en esos casos, la curación es prolongada y bastante problemática, además de que hay un riesgo importante de que se produzcan infecciones y rechazo del implante.

También es importante que no haya alergias a antibióticos, enfermedad periodontal (infecciones presentes en dientes y encías) o desgaste severo o daño en el hueso de los maxilares.  Por la anestesia, no deberías preocuparte cuando acudes con profesionales en implantes de zirconio valencia como los de Muller, ya que ellos no recurren a la sedación total, de manera que el proceso es rápido y mucho menos agresivo.

¿Qué ocurre si padezco diabetes?

Si llevas un tratamiento de control y te alimentas de acuerdo a lo recomendado por tu doctor, puedes recibir implantes sin problemas. Lo importante, como ya se dijo, es buscar la ayuda de especialistas que sepan tomar las precauciones necesarias.

Los implantes de zirconio te darán la mano en este caso, ya que, además de que las incisiones que se practican para colocarlos son mínimas, su composición es altamente biocompatible, por lo que apoya a la curación, limita la acumulación de bacterias peligrosas y no genera reacciones alérgicas. ¿Ahora ves que, prácticamente, no hay impedimento para que recuperes tu sonrisa?